Compartir
Las partes no lograron consenso sobre cuáles aspectos modificar de la ley y tampoco decidieron el incremento salarial que espera el sector privado de RD

Santo Domingo RD,>El tema de la reforma al Código Laboral ha vuelto a encenderse, luego de meses de letargo, consecuencia, principalmente del desacuerdo que tienen los representantes de los trabajadores en puntos muy específicos de la propuesta formulada por el empresariado.

El encuentro abrió en la mañana y todo indica que no se logró nada concreto de él, por lo menos en lo que a consenso se refiere. Los representantes del sector privado se retiraron antes del mediodía. “Nosotros presentamos una propuesta formal en diciembre. Hemos estado abiertos a discutirla y avanzar. Notamos que al parecer el sector laboral no está preparado. Preferimos darle el tiempo para que revisen. Queremos avanzar. Hemos presentado una propuesta que facilitaría la adecuación del Código a estos tiempos y preservar el mercado laboral ante las amenazas de la Cuarta Revolución Industrial”, le dijo a elCaribe el vicepresidente ejecutivo del Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep) César Dargam, cuando este diario le solicitó detalles sobre lo ocurrido.

La reunión se dio en el Instituto Tecnológico de Santo Domingo (Intec) entre representantes del sector sindical y el patronal y el Gobierno. El encuentro se hizo a puerta cerrada, sin presencia de periodistas. “Se trata de una reunión de carácter cerrado”, informó el rector del Intec, Rolando Guzmán, en horas de la mañana del viernes.

En esos mismos momentos, el presidente Conep, Pedro Brache había indicado que “debemos dejar claro al país que nos consideramos socios tanto el sector empresarial como del empleado. Esto por una obra muy grande que tenemos por República Dominicana”.

Mientras, Rafael –Pepe- Abre, presidente de la Confederación Nacional de la Unidad Sindical (CNUS) agradeció en nombre del sector que se haya iniciado este nuevo diálogo en búsqueda de lo “mejor para todos”. “Estamos encaminados a tomar decisiones juntos, pensando en el país, que es lo más importante, pues si el sector laboral no avanza, la nación tampoco lo hará”, advirtió Abreu.

Entre otros, estuvieron presentes Winston Santos, ministro de Trabajo, Rafael Alburquerque, exvicepresidente de la República y experto en Derecho Laboral; Circe Almánzar vicepresidenta ejecutiva de la Asociación de Industrias de República Dominicana (AIRD); Juan Alfredo de la Cruz, presidente de la Confederación Patronal Dominicana (Copardom), Gabriel del Río Doñé, presidente de la Confederación Autónoma Sindical Clasista CASC.
“Estamos aquí porque queremos estar seguros y con garantías de que no se tocará el tema de la cesantía”, dijo Gabriel del Río. El jueves pasado, los empresarios y los sindicalistas se vieron también la cara, en el inicio de las discusiones con miras a obtener un incremento de salario para el sector privado no sectorizado. Esa reunión no dio frutos y se espera un segundo contacto el día 25. Los sindicalistas piden un alza del 30% y un salario mínimo de 20 mil pesos. Han pedido también que el presidente Danilo Medina disponga una mejora para los empleados públicos.

La cita tenía como propósito pasar revista a variados puntos, dentro las propuestas de modificación del Código Laboral, entre ellos la jornada laboral, la terminación de contrato, el régimen sancionador, la licencia por maternidad e implicaciones al código. Sin embargo, el Ministerio de Trabajo tiene otros temas que no se pusieron en la agenda de ayer. Igualmente, hay otros artículos que fueron discutidos antes, que los empresarios esperan que sean evaluados, pero que tampoco se conocerían ayer. El viceministro de Políticas de Desarrollo del Ministerio de la Presidencia, Juan Ariel Jiménez, estuvo menos de una hora en el lugar en que se reunieron las partes.

Pepe Abreu insiste en que el pueblo sabe cuál es la posición de los representantes de la clase laboral, reiterada en diversos escenarios. “El Código Laboral tiene 738 artículos, que incluyen los transitorios y la declaración de principio. Hemos dicho que hay articulados del Código sobre los que estamos de acuerdo en hacerle revisiones, pero hay situaciones contenidas en el Código sobre las que no vamos a hacer ningún tipo de compromiso.
Nosotros estamos dispuestos a ver para revisar 734 artículos, eso incluye la declaración de principios, artículos transitorios y convenios”, dice el representante de los trabajadores.

“Los empresarios siempre le insisten al sector sindical en que hay que modificar la ley partiendo de la garantía, de lo que ellos llaman derechos adquiridos. “Eso quiere decir, desde el punto de vista empresarial, que no se va a afectar a los trabajadores actuales, sino a los nuevos contratados. Pero nosotros hemos dicho que los nuevos contratados no son un tema que el movimiento sindical actual puede negociar. Nosotros no podemos negociar por ellos. Cuando a ellos (a los nuevos) les toque su momento, que lo hagan”, apunta Abreu.

El CNUS advierte que hay que preservar lo que existe y esa parte beneficiosa para los que están y los que vienen.

Dos turnos sin resultados

Lo que pasó esta semana entre el sector sindical, el empresarial y el Gobierno es lo que en el lenguaje del beisbol se denominaría “de dos, cero”. Significa que el bateador tomó dos turnos al bate, sin poder conectar a los pitcheos y “se fue en blanco”. Las dos reuniones que se sostuvieron acabaron sin la formalidad que se estila y sin consensos entre las partes. La primera de ellas se desarrolló el jueves en el Comité Nacional de Salarios, en procura de lograr un incremento salarial del 30% para el sector privado no sectorizado. La reunión duró solo 50 minutos y se rompió.

Sin fecha de culminación

Trayectoria
Por la importancia del Código de Trabajo y lo que implica reformarlo, todo indica que el debate será extenso.

Garantías
La Copardom ha dejado claro que su intención nunca ha sido afectar los derechos de los trabajadores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *